Spectre (Sam Mendes, 2015)

spectre1

La última entrega de la franquicia más extensa de la historia del cine, nos muestra un James Bond apegado a la tradición, lo que queda demostrado con la secuencia del comienzo donde una vez más tenemos la caminata de Bond vista desde el cañón de la pistola y su disparo cubierto de sangre. 007 ha tenido que reinventarse, ha sobrevivido a la Guerra Fría y a dos actores menores que casi destruyen al personaje (Dalton y Brosnan), Eon (la compañía dueña de Bond), decidió comenzar de cero con el agente a partir de Casino Royale (2006). En la primera entrega de las protagonizadas por Daniel Craig  se aprecia la evolución desde que se le entrega su status 00 (Licencia para matar) para dar paso a una evolución de Bond como lo conocemos hasta ahora, su pasión por el Vodka Martini (Agitado no revuelto), los autos, la tecnología y las mujeres.

En el final  de Skyfall, algunas piezas clásicas vuelven a su lugar de lo que conocíamos como Bond: Un jefe de sexo masculino M, un genio de la tecnología y los gadgets Q y Moneypenny, sentada en su escritorio. Es por esto que Spectre se puede considerar el fin de la reinvención del personaje  y por lo tanto es digno de recuperar la tradición de la caminata y el disparo.

La trama termina de conectar las historias anteriores, los villanos de las películas previas trabajaban para algo, misterioso, grande y poderoso, el cual hasta ahora era una incógnita. Todos se negaban por miedo o por fidelidad a revelar lo que era Spectre, una organización tan oscura y poderosa que recién ahora devela su cara y nos hace volver a los inicios de la saga. Esta es la misma organización con la que James Bond tiene sus primeros encontrones y es la misma que asesina -la que es hasta ahora- su única esposa.

Volver a Spectre como antagonista ha sido una idea brillante, pues una vez terminada la Guerra Fría, Bond había perdido a su archienemigo (La Unión Soviética y la KGB) y no encontraba villano a su altura.

En esta película el agente, sigue la pista y ordenes de su última M (Judi Dench) que le ordena matar a un conocido asesino y al desarrollarse el ovillo de consecuencias, pone en jaque su continuidad como agente del MI6 y además de todo el departamento 00. Acá tenemos nuevamente un James Bond que se rige por sus propias reglas, un playboy que no respeta a sus superiores en pos de salvar al Reino de Su Majestad, pero además es la forma que tiene la película que demostrar que pese a toda la tecnología disponible para espiar, el elemento humano es aún indispensable. La película se desarrolla en constantes persecuciones, enfrentamientos y un par de escenas de cama, todo lo que uno esperaría en una película de James Bond, lo que la hace una entretenida cinta de acción, correcta en su desempeño pero un poco insulsa en sus méritos cinematográficos.

Spectre es un regreso al canon original, y además el fin del proceso de conocimiento de Bond, donde su pasado se mezcla con su presente y descubre que nada es al azar.

Gonzalo Ramírez

Nota comentarista: 7/10. Título original: Spectre. Dirección: Sam Mendes. Guión: John Logan, Neal Purvis, Robert Wade y Jez Butterworth.  Reparto: Daniel Craig, Christoph Waltz, Léa Seydoux, Ben Whishaw, Naomie Harris, Dave Bautista, Monica Bellucci y Ralph Fiennes. País: Estados Unidos y Reino Unido. Año: 2015. Duración: 148 mins.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Críticas, Estrenos y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Spectre (Sam Mendes, 2015)

  1. Excelente comentario Gonzalo, vamos a ir a verla a ver si concordamos!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s